Cómo automatizar una puerta ¿Qué necesito? - SamAutomatismos

Buscar
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Cómo automatizar una puerta ¿Qué necesito?

Hay un principio fundamental a cumplir para que una puerta o cancela pueda ser automatizada.

Se tiene que poder abrir y cerrar manualmente con suavidad y sin ningún problema.

La elección del producto dependerá del uso que vayamos a darle: Tipo de puerta (corredera, batiente, enrollable, basculante, seccional, etc)
y maniobras estimadas (uso residencial o comunitario).

Independientemente, para automatizar una puerta necesitaremos:
Un motor, con los accesorios correspondientes para actuar sobre la puerta (cremalleras, soportes, etc.)
Un cuadro de maniobras, encargado del control del motor.
Un receptor, para percibir y enviar al cuadro las señales dadas por los mandos a distancia.
Mandos a distancia, o bien otros elementos para mando (cerraduras, pulsadores, etc).
Elementos de seguridad (fotocélulas, bandas de seguridad, etc).
Estos productos se pueden adquirir en kit o por separado, según nos convenga.
Una vez instalados podremos abrir nuestra puerta, pulsando el botón del mando a distancia con toda comodidad desde nuestro coche.

Algunos modelos de puertas y sus automatismos correspondientes:

Este modelo de puerta es muy común para entrada en fincas, casas unifamiliares, garajes, etc... Puede ser de 1 ó 2 hojas. En ellas
pondríamos motores para puertas abatibles o batientes.
Ejemplo: 1 kit de motores abatibles para puertas de 2 hojas se compone de: 2 Motores, 1 Centralita electrónica, 1 Receptor radio,
2 Emisores o mandos, 1 Pareja de Fotocélulas.

Este modelo de puerta se desplaza hacia la izquierda o derecha, sobre una guía anclada en el suelo o en la parte superior. Necesitan
un hueco donde alojarse igual a la longitud de la puerta. Ejemplo: 1 kit motor corredera para puerta de 4 metros se compone de:
1 Motor, "x" Metros de cremallera (igual al ancho de la puerta), 1 Centralita electrónica, 1 Receptor radio, 2 Emisores o mandos, 1 Pareja de Fotocélulas.
Típica para garajes por su ahorro espacio/precio. Se automatizan con el mismo tipo de motor que las seccionales. Son puertas de una sola hoja
que bascula sobre un eje horizontal con un sistema de guías y muelles. Una vez abierta queda justo por debajo del techo. Por lo general su automatización
se hace con un motor basculante que se fija al techo y justo al centro de la cara interior de la puerta (parte superior).
Ejemplo: 1 kit motor basculante de muelles se compone de: 1 Motor reductor 24 V. c.c. con centralita electrónica y receptor incorporado,
1 Guía pre-ensamblada con transmisión por cadena o correa (a elección) que corresponda a la altura de la puerta, 2 Emisores o mandos.
Son la versión actualizada de las puertas basculantes. Fabricadas en panel sándwich y articuladas. Se desplazan hacia el techo mediante
unas guías laterales con apoyo de unos muelles que se alojan en la parte superior. Se automatizan igual que las basculantes de muelles.
Modelo preferido en locales comerciales. Su funcionamiento es el mismo que una persiana de la ventana de nuestra casa. Para su automatización,
el motor  se acopla al eje y queda oculto en el interior del tambor de enrollamiento. Ejemplo: 1 kit motor enrollable se compone de:
1 Motor reductor, con o sin electrofreno, 1 juego de casquillos 48/60, 1 central de maniobras con receptor incorporado, 2 emisores o mandos.

Al adquirir un automatismo hay que tener en cuenta que:
Todos los productos deben estar certificados y homologados con el sello CE.
Todos tienen que tener modo manual de apertura para poder accionar la puerta en caso de avería o fallo eléctrico.
Por normativa, deben llevar células fotoeléctricas y según el caso, otros sistemas complementarios para garantizar
su seguridad. Asegúrese de poder contar con repuestos y accesorios.
Es muy importante tener un teléfono y correo electrónico de un servicio técnico que nos ayude en caso de necesitarlo.
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal